Blefaroplastia, la operación que cambiará tu mirada

La blefaroplastia es una de las operaciones que más beneficio estético se le suele sacar, ya que uno de los signos de la edad que con más frecuencia se manifiestan y nos resulta de lo más molesto son las bolsas en los ojos. Tanto los párpados superiores, cayéndose progresivamente como los inferiores con la conocida formación de bolsas, pueden hacer que nuestra mirada envejezca, y en general, nuestro rostro luzca un aspecto con el que no estamos conformes y que desearíamos cambiar en ciertas ocasiones.

Esto se puede deber a diversos factores que realizamos en nuestro día a día sin que nos demos cuenta, en la mayoría de casos suele ser por una mala alimentación, no dormir lo suficiente, o en general una falta de descanso acusada y prolongada en el tiempo. Esto provoca que nuestro organismo retenga líquidos, y en su mayoría grasa, formando así las bolsas en los ojos y creando un exceso de piel que provoca que el paciente se vea estéticamente desmejorado, cosa que no es agradable para nosotros. En muchas ocasiones, influye también el aspecto genético, si en nuestra familia tenemos antecedentes de bolsas en los ojos, será más probable que nosotros también lo suframos.

La blefaroplastia es la operación estética de parpadoscirugía estética recomendada para estos casos, con ella se consigue eliminar las bolsas en los ojos que habían adquirido un carácter permanente ya que en muchos casos, antes de recurrir a la cirugía se prueba con cremas o remedios caseros. En algunos casos esto puede ser una solución adecuada, sobre todo si el problema no es muy acentuado. Si por el contrario no se consigue una mejora significativa, con la intervención estética, obtendremos unos magníficos resultados eliminando esas molestas bolsas y recuperando la vitalidad de nuestra mirada.

La mayoría de pacientes que recurren a la blefaroplastia para solucionar los problemas con sus párpados suelen ser mayores de 40 años, aunque en el caso de que se lleve unos malos hábitos de descanso, o sobre todo se tengan antecedentes familiares y se estén desarrollando en uno mismo, es muy posible que esta edad baje significativamente. Cada persona es distinta, y por tanto sus características también. Debemos acudir a un profesional que evaluará las causas de nuestras antiesteticas bolsas.

Antes de la blefaroplastia se mantendrá una consulta con el cirujano que la llevará a cabo donde se explicará el procedimiento que se llevará a cabo y se darán una serie de consignas para hacer más sencilla la operación. Es importante conocer cual es el resultado esperado, y no tener una elevada euforia por el aspecto posterior a la intervención, pues aunque se consiguen grandes resultados, es cirugía y no magia.

Cada paciente, tendrá una situación individual diferente, pero deben conocer que en los casos en los que el paciente sufra de desprendimiento de retina, glaucoma, falta de lágrimas o una elevada presión arterial entre otras situaciones, es posible que el cirujano requiera una revisión oftalmológica antes de la blefaroplastia por ejemplo, para cerciorarse de que el paciente se encuentra en un estado aceptable para llevar a la cabo la operación. Es lógico que un paciente que reúna alguno de estos aspectos, estará sometido a una intervención de blefaroplastia con mayor riesgo que un paciente que se encuentre en un estado de saludo totalmente favorable.

Cómo es la operación de blefaroplastia


Tras analizar a que tipo deoperación bajo los parpados blefaroplastia nos vamos a someter, los párpados superiores, los inferiores o ambos, procederemos a entrar en quirófano y será el cirujano el que comience con la operación.

Por regla general se utiliza anestesia local y sedación, aunque el cirujano tiene la última palabra y debe decidir que tipo es la más adecuada. La operación suele tener una duración de entre 1 y 3 horas, debido a que en algunos casos solamente se operan los párpados inferiores o superiores y no todos a la vez.

El proceso de blefaroplastia comienza con una incisión en las lineas naturales de los párpados en el caso de que se trate de los superiores o en la zona que se encuentra justo debajo de las pestañas si nos referimos a los inferiores. Tras este primer paso, se procede a la eliminación de la grasa acumulada, con el fin de obtener el resultado óptimo de la zona. En los casos en los que se trate de unas bolsas de un tamaño considerable, se eliminará el exceso de piel para evitar que se produzca un efecto anti-estético tras la operación y conseguir así eliminar las bolsas. Para terminar, se procederá a cerrar las incisiones realizadas anteriormente con suturas muy precisas con el fin de obtener una sensación de naturalidad en los resultados.

Obviamente deseamos el mejor resultado sin ninguna complicación para nuestra salud, por tanto debemos asegurarnos de que encontramos un profesional cualificado que realice nuestra operación en un lugar adecuado, como una clínica con las instalaciones necesidad.

Recuperación y postoperatorio

Al tratarse de una zona comprometida como son los ojos, tras la operación su cirujano le hará especial hincapié en los cuidados y atenciones que debe prestarles. Por lo general se aplicará algún tipo de pomada y en algunos casos colirios o lágrimas para no dañar el ojo. Es probable que existan molestias tras la blefaroplastia, se produzca hinchazón y algunos hematomas, su cirujano evaluará la magnitud de ello y será quien recete los medicamentos correspondientes, o simplemente aplicar frío para mejorar la recuperación.

Durante las primeras semanas,operación facial puede replicar diversos síntomas como un lagrimeo excesivo o problemas de visión (visión borrosa, ver doble…) todo esto es normal y con el debido seguimiento por parte del profesional que realizó la intervención no tiene de qué preocuparse.

En la mayoría de los casos pasados 3 o 4 días ya es posible leer o estar frente a un ordenador sin molestias, la incorporación a la vida laboral suele ser a partir de una semana. Debe tenerse especial cuidado a la hora de exponerse al sol, pues puede resultar molesto y tampoco es recomendable ponerse lentillas en el caso de que se lleven habitualmente hasta pasados al menos 15 días.

Por último comentar que los resultados de la blefaroplastia suelen ser muy prolongados en el tiempo, y la cicatriz existente cada vez irá haciéndose menos visible hasta finalmente convertirse en una linea casi imperceptible a simple vista.

Ante cualquier duda que tenga antes o después de la intervención no dude en acudir a su cirujano para solucionar todos los temas que le preocupen. Igual que en la mayoría de intervenciones estéticas se programará un seguimiento con el fin de observar los resultados y tratar de corregir cualquier problema que se pueda producir en el postoperatorio.

¿Necesitas consejo para escoger clínica para tu blefaroplastia? Nosotros te ayudamos a elegir:

Sabemos lo complicado que es la primera toma de contacto con un cirujano, y aún más, la difícil situación de como buscar una clínica si aún no tenemos una de confianza por lo que nosotros, queremos ofrecerte el mejor catálogo de clínicas para realizar una blefaroplastia con garantías y confianza y disfrutar de una mirada rejuvenecida, encuentra tu centro en:

Vídeos

Blefaroplastia, la operación que cambiará tu mirada
3.4 (68.18%) 110 votes

39 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *