Otoplastia sin cirugía: ¿Es posible?

Por Cirublog / hace 8 meses / 40 Comentarios ».

Mucha gente adulta tiene lo que se denomina “orejas de soplillo”, es decir, unas orejas que sobresalen y que están despegadas de los laterales de la cabeza, lo que hace que se sientan acomplejados y por tantos infelices consigo mismo.

Muchas mujeres lo que hacen para operación de las orejasdisimular este pequeño defecto estético es dejarse el pelo largo y así tapar las orejas, evitando siempre recogerse el pelo. Los hombres lo tienen más difícil porque por norma general llevan el pelo más corto, aunque en algunas ocasiones no tiene porque ser así claro.

Sea cual sea el caso, las orejas de soplillo son algo incómodo, y justamente por eso resulta chocante ver cómo algunas de estas personas no solucionan ese complejo con una simple operación de otoplastia, la cirugía destinada a corregir la posición y forma de las orejas, la cual es increíblemente sencilla y con unos resultados muy satisfactorios.

Ahora bien, es verdad que a mucha gente el pensar en pasar por el quirófano les aterra, aun cuando se utilice anestesia local y sea una operación ambulatoria, por eso mismo, ¿es posible realizar una otoplastia sin cirugía? La respuesta es que sí, y vamos a explicarte cuáles son los métodos más efectivos.

Utilización de adhesivos

Alguna gente cree que las orejas se pueden “pegar” utilizando adhesivos potentes. Esta creencia es errónea, pues a la larga es probable que la piel acabe irritándose y causando mayores problemas que la simple causa estética.

Los adhesivos está bien utilizarlos para comprobar cómo quedarán nuestras orejas si nos sometemos a una otoplastia, para así saber si nos gustará nuestro nuevo aspecto. La utilización de adhesivos no es una solución factible a largo plazo, y se desaconseja encarecidamente su utilización para solucionar las orejas de soplillo. Es recomendable no realizar ningún tipo de método casero en cuanto a soluciones para las orejas de soplillo.

Tablillas y aparatos para los niños

orejas otoplastiaEn caso de que las orejas de soplillo las sufran niños en período de crecimiento, es verdad que es posible moldearlas utilizando una especie de tablillas que darán forma a la oreja.

Hay que pensar que el cartílago todavía no se ha formado del todo, y justamente por eso todavía existe la posibilidad de moldearlas convenientemente.

En caso de adultos, esta técnica no surgirá efecto, pues la oreja se encuentra totalmente desarrollada. De todas maneras, esta técnica no quirúrgica es muy novedosa y apenas existen estudios sobre su efectividad, así que poca información más podemos brindarte.

Otoplastia con hilos


La otoplastia con hilos es una técnica realmente novedosa y con la que se obtienen muy buenos resultados.

Ésta sí que se puede decir que se trata de la “otoplastia sin cirugía” pues en apenas 30 minutos se realiza una pequeña intervención con anestesia local y que es tremendamente sencilla.

La otoplastia con hilos es permanente, y se adquieren unos resultados que son muy satisfactorios. No es necesario ingresar en un hospital, y mucho menos pasar una noche en él. Además, el precio de la otoplastia con hilos es más económico y la recuperación es casi inmediata, solo tendrás que llevar unos pequeños cuidados (por ejemplo si te lavas la cabeza tener cuidado de no frotar esa zona con demasiada fuerza) y así podrás tener unas orejas perfectas.

Puedes encontrar mucha más información en el siguiente enlace, donde además podrás ver fotos del antes y el después de esta “operación de orejas sin cirugía”.

También os dejamos un vídeo que hemos encontrado en Youtube acerca de esta técnica:

Precios, postoperatorio, Seguridad Social, etc.

Por norma general, la otoplastia es una operación que no cubre la Seguridad Social al tratarse de un tema puramente estético. Solo en los casos más complicados o especiales esta operación es cubierta por el sistema público de salud, y desde luego que se utiliza las técnicas más clásicas, no la operación con hilos, algo que debemos tener en cuenta.

mejorar el aspecto de las orejasSi vas a operarte por lo privado, el precio de una otoplastia con hilos está sobre los 1500 – 2000 euros, incluyendo la intervención propiamente dicha, los honorarios de los profesionales, así como también las posibles revisiones futuras que puedas necesitar, alguna pequeña cura que se te tenga que realizar, etc. Como se puede comprobar descartando los gastos de quirófano y los honorarios del profesional el resto de dinero que debemos invertir es por nuestra propia seguridad.

Justo por esa razón debemos buscar una clínica adecuada con profesionales cualificados, pues en caso de que el precio sea demasiado bajo puede ser un claro indicio de que no estamos totalmente seguros en dicho entorno.

¿Merece la pena llevar a cabo un tratamiento de otoplastia con o sin cirugía?

Sin duda alguna, el problema de las orejas de soplillo, es uno de los que más complejos crean y condicionan a las personas que lo sufren, por lo que cualquier medio que permita corregirlos, evitando pasar por quirófano, sin duda alguna merecerá la pena.

Cada tratamiento tiene un coste, y evidentemente, hay que valorar el precio del mismo como una variable más, teniendo en cuenta que es un dinero que invertimos en nuestra propia salud y bienestar, bien sea mediante la intervención o simplemente con adhesivos.

Generalmente los precios sirven como orientación, pues cada persona es especial y sus necesidades necesitaran unos tratamientos especiales que posteriormente se mostraran en nuestra factura.

Como decíamos más arriba, la recuperación durante el postoperatorio es muy rápida y tu vida diaria apenas va a sufrir modificaciones. Solo necesitarás un día de reposo en casa, y utilizar un pequeño vendaje cuando vayas a dormir. Esta intervención es tan sencilla que no se necesitan mayores cuidados que los lógicos, evitar realizar actividades que puedan molestar en la zona. Si nos gusta montar en bici o utilizamos una moto, debemos tener mucho cuidado a la hora de colocar el casco, en caso de estar muy reciente la operación, se recomienda evitar dicha tarea en la medida de lo posible.

cirugía de las orejasPor lo demás, podrás comprobar que acabar con las orejas de soplillo es algo tremendamente sencillo. Si de verdad sufres complejo por una situación así, te animamos a que pidas consejo a un médico cirujano estético y le expongas tu caso. Con su consejo y profesionalidad, podrás tener unas orejas sin ese pequeño pero incómodo defecto estético y podrás seguir con tu vida cotidiana mucho más seguro de ti mismo.

Cada día cientos de personas se plantean la forma de acabar con este problema, y muchas no se atreven a dar el paso puesto que piensan que es un procedimiento complejo y con riesgo, lo cierto es que la realidad es bien distinta, y mejorar nuestro aspecto acabando con las orejas de soplillo, es realmente sencillo hoy en día, por lo que nadie debería seguir acomplejado ante tal situación.

Os invitamos a compartir con nosotros vuestras experiencias, consejos y trucos para evitar pasar por quirófano o simplemente como habéis ido evolucionando tras esta magnífica intervención como es la otoplastia.

Fotos: 1 y 2.

Otoplastia sin cirugía: ¿Es posible?
3.4 (68.27%) 75 votes

40 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *